Alojamiento

Cuando tu afición a observar aves es una de las razones que te empuja a hacer la maleta y preparar la mochila para dirigirte a ese lugar que llevabas tiempo mirando en internet, algún libro o alguna revista de esas que tanto hacen soñar a los pajareros, también es importante que tu destino esté a la altura de tus espectativas y la afición a la ornitología impregne las sábanas que te van a acariciar durante esa estancia.

En esta relación de alojamientos encontrarás a personas comprometidas con la ornitología, conocedoras del entorno que quieres visitar o que podrán ponerte en contacto con guías o servicios especializados que te hagan mas facil cumplir los objetivos que te hayas marcado.

Además, en estos establecimientos dispondrás de libros especializados o revistas que también harán tu estancia más agradable.

CÓDIGO ÉTICO PARA LA OBSERVACIÓN DE AVES

El creciente sector del turismo ornitológico hace que cada año sean más los profesionales y los turistas que lo practican, y este aumento de público supone un mayor riesgo para la conservación de algunas especies de aves, en especial aquellas más buscadas que en muchos casos son las más escasas y/o más amenazadas.

Ese es el motivo del origen de este código de buenas prácticas.

Para la elaboración de este código ético se ha tenido en cuenta el Manual de Buenas Prácticas de SEO/BirdLife, dirigido principalmente a profesionales del sector, así como la información más actualizada, recogida a través de su proyecto europeo Birdtourise.

Distintos países europeos del ámbito Mediterráneo presentan los mismo problemas derivados de una inadecuada práctica del  birdwatching: el uso de reclamos para atraer las aves, las visitas a nidos y colonias, la fotografía de aves con cebo vivo o la fotografía sin guardar distancias de seguridad en ciertas especies o en nidos, el acoso para ver algunas aves, etc., conductas que pueden comportar un estrés para los animales e incluso en algunos casos comprometer el éxito reproductor de algunas especies, lo que a la larga puede acabar repercutiendo negativamente en su conservación (en especial las aves más sensibles y aquellas especies más amenazadas, que a menudo son las más buscadas por algunos birdwatchers).

Por ello, toda la información que permita minimizar estas conductas y facilitar el disfrute de las aves sin generar impactos negativos es importante para la capacitación del sector.